Artículos > Noticias | Recomendaciones | Consejos | Agenda

< Regresar

“Mi padre me daba dos años para perder dinero como aprendizaje”

Archipiélago

“Mi padre me daba dos años para perder dinero como aprendizaje”

La capacidad de delegar es una habilidad que requiere de aprendizaje y confianza. En el caso de las empresas familiares, la familia empresaria, mediante el sistema de valores, favorece los procesos que garantizan que las siguientes generaciones tengan el conocimiento y la confianza suficiente para delegar con criterio y responsabilidad. La empresa familiar Nogar es un ejemplo de este proceso.


“Mi padre me daba dos años para perder dinero como aprendizaje”, explica en una entrevista Víctor Nogueira García, sucesor de la saga empresarial fundada por su padre. 
Siempre en base a un proceso de toma de decisiones consensuado con su familia, él dirige este importante grupo empresarial gallego y recuerda que su padre “cuando apostaba por una persona, lo hacía a ciegas.”


Educado en el sentido de la responsabilidad y el compromiso, el empresario familiar destaca la importancia del diálogo y aconseja a las siguientes generaciones entender que  “la empresa, como propietario, te va a demandar más cosas de las que te va a dar”.
 

La continuidad de la empresa familiar depende en gran medida de la capacidad de encontrar en la siguiente generación un líder o un equipo líder capaz de llevar las riendas del negocio.  Para esto resulta clave escuchar y atender a las voces de las siguientes generaciones y responder activamente a sus necesidades y objetivos. La combinación del ejercicio de una autoridad fuerte e inspiradora con una continua preocupación por el bienestar de las siguientes generaciones se traduce en un estilo de liderazgo que logra crear un clima de compromiso y una sensación de destino compartido.


En este sentido, entre las características indispensables de cualquier líder se encuentran el sentido de la responsabilidad y  la capacidad de delegar. Como podemos observar en el caso del Grupo Nogar, esas características empiezan a desarrollarse en el seno de la familia propietaria, desde los valores propios y desde el deseo de continuar el proyecto empresarial en  manos de la familia propietaria.
 


Comparte

  • Facebook
  • TwitThis
  • LinkedIn
  • Google
  • MySpace
  • eMail

Anunciate

Archipiélago

T. 0034 660 972 199

Patrocinios

Fundación Heres